Juan Carlos y sus famosas clases de Yoga

 

Libre, lleno de paz, carismático, positivo y feliz. Así lo describen sus alumnos de Sandos y fuera del hotel.

 

Durante mucho tiempo y cuando nuestros huéspedes visitan Sandos Caracol o Sandos Playacar pueden practicar Yoga a las 8 am alrededor del manglar o a las 11 am frente a la espectacular playa de Sandos Playacar. Y es común que amateurs y expertos quieran realizar esta práctica durante sus vacaciones pero cuando conocen a Juan Carlos la clase se convierte en algo de otro nivel. Por esa razón hoy queremos conocerlo más a fondo y descubrir quién este personaje tan popular.

 

El antes y después del Yoga en la vida de Juan Carlos

 

Juan Carlos llegó a Playa del Carmen hace 9 años de la Ciudad de México a pasar el verano de vacaciones, su novia, quien practicaba yoga le invito a tomar una clase… y desde ese primer contacto, lleno de vibraciones, y respiraciones profundas, Juan Carlos descubrió que su gusto por el yoga tenía que ir más allá.

 

De hecho, se quedó prácticamente de inmediato a cursar el instructorado de yoga y empezó a buscar trabajo en Playa del Carmen. Así como lo leen, se enamoró tanto de esta práctica que dejó su vida en la Ciudad de México para conocer cada día el mundo del yoga.

 

“Yo padecía sobrepeso, no era algo que me importara mucho, pues a veces iba al gym, a veces corría, nada constante, nada me apasionaba del ejercicio honestamente”

 

 

Juan Carlos ha bajado de peso modificando muchos aspectos de su vida, en primera instancia realizando yoga. Y durante estos 9 años ha comprendido que su alimentación es fundamental para encontrar ese equilibrio que todos buscamos.

 

Yoga en hoteles Sandos

 

Un año después de su encuentro con el yoga, Juan Carlos comenzó a buscar trabajo hasta que llegó a Sandos Caracol. Sabemos lo mucho que él disfruta caminar por el manglar, todos los paisajes verdes, todo el concepto ecológico que brinda cierta paz y que sin duda aporta mucho a los huéspedes que practican yoga en sus vacaciones en Playa del Carmen. Es así como al poco tiempo ya estaba compartiendo sus conocimientos en Sandos Caracol y Sandos Playacar.

 

 

Durante 8 años Juan Carlos ha conocido a cientos de huéspedes de todas partes del mundo. Para él esto es muy satisfactorio pues conectar en Yoga se vuelve mágico para nivelar las vibraciones, respiración y sobre todo comunicarse y alimentarse de más conocimientos.

En Sandos Caracol, las clases de yoga son por la mañana a las 9 am en la terraza llamada Mapache, frente al río y con docenas de árboles acompañando cada respiración y postura para iniciar un día lleno de energía. Buen momento para recordar que no es necesario reservar tu clase, solo llegar a Spa del Mar un poco antes de las 9 para encontrarte con Juan Carlos y el te guiará al sitio de práctica.

 

 

En Sandos Playacar la clase de yoga es a las 11 am muy cerca de la playa, la brisa del mar y esa sensación de libertad siempre están presentes. Lo mismo que en Sandos Caracol, solo necesitas llegar unos minutos antes al Spa.

 

Más allá de una práctica

 

Juan Carlos modificó en gran medida su estilo de vida. No todo es yoga, como dijimos un poco antes, el sufrió de sobrepeso y gracias al ejercicio diario que realiza con su práctica personal se han modificado muchas cosas.

 

De hecho, algo que caracteriza a Juan Carlos es su entendimiento y el arte que realiza diariamente cuando elige sus alimentos. Es pesquetariano (ama el pozole de Salvia) y en su opinión, tu energía cambia muchísimo cuando eliminamos las proteínas animales de tu cuerpo. De hecho, hace mucho énfasis en reconocer que la madre tierra nos da lo que necesitamos de manera muy sencilla, en semillas granos, frutos y más y que conociendo el balance de estos alimentos podemos sentirnos llenos de energía todo el día.

 

 

Es importante decir que ama la comida mexicana: el mole, el pozole y absolutamente todo lo hecho con maíz, pero ¡OJO! Todos podemos cocinar utilizando los ingredientes correctos para no perder ese balance.

 

Visitar Playa del Carmen

 

Es verdad, pareciera que no hay muchas actividades en Playa del Carmen fuera de estar en el mar, pero no es verdad. Juan Carlos nos comparte que ama ir a conciertos, obras teatrales o espectáculos mixtos donde pueda disfrutar puestas en escena con música, colores y danzas.

 

 

Juan Carlos hace una invitación a todos los huéspedes, o futuros huéspedes de Sandos a preguntar a sus concierges y equipo del hotel acerca de los eventos importantes en Playa del Carmen y sus alrededores. Eso es lo que más disfruta Juan Carlos pues a pesar de ser una ciudad tranquila, hay muchísimo que disfrutar en ella.

Juan Carlos nos contagia de su buena vibra y nos cambia de perspectiva con su luz desde el instante en que lo conoces…así que no dejes de tomar sus famosas clases de yoga en tu próxima visita a Sandos, y si lo conoces ya, platicamos… ¿Has probado sus clases de Yoga? ¿Qué te parecieron?

 

 

 

Tags:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  

*
*